Frontpage Slideshow | Copyright © 2006-2011 JoomlaWorks Ltd.

 

Inicio Facebook twiter Contáctenos

50 años

Creciendo Juntos

 

Un saludo cordial a toda la Comunidad Educativa Marista, aprovecho esta oportunidad de poder comunicarme con ustedes al iniciar este nuevo ciclo escolar 2017-2018.

Empezamos con un matiz muy particular, la celebración de los Cincuenta años del Colegio Marista “El Salvador”. Si nuestro agradecimiento ya era grande por la celebración de los 200 años de la presencia Marista en el mundo, no será menor el poder celebrar este cincuentenario.

 

El colegio inicia su 50° curso lectivo. Todos somos herederos y herederas de la dedicación y el esfuerzo con que tantos Hermanos Maristas, profesoras y profesores, colaboradores laicos y familias puertorriqueñas han contribuido en el desarrollo y consolidación como institución reconocida a nivel nacional, e internacional, por su educación integral y su proceso evangelizador en valores.

 

Nuestra principal meta es el crecimiento de nuestros estudiantes tanto académicamente como en lo humano-espiritual. A ellos y ellas les deseo un curso lectivo lleno de éxitos y satisfacciones, como también numerosas experiencias de aprendizaje que ayuden a integrar los diferentes aspectos de la vida. Este Manual 2017-2018 será un instrumento útil para conocer y asumir las múltiples actividades que compartiremos como comunidad educativa.

 

Haciendo sintonía con toda esta celebración de los 50 años, me dirijo a los jóvenes de la promoción 2017-2018 Sionexis, quiero invitarles a aprovechar la oportunidad de vivir de manera más decidida y profunda los valores de la responsabilidad y perseverancia, y con ello, marquen la diferencia entre tantos jóvenes de su entorno. Ojalá sean un referente dentro del colegio por la vivencia de los valores maristas, en sus familias, así como en los ámbitos presentes y futuros en los que se desempeñen.

 

Que vivamos a plenitud este nuevo ciclo escolar, llenos del Espíritu de Familia, aprovechemos los múltiples espacios y momentos para encontrarnos y compartir, que juntos como comunidad nos ayudemos a crecer en la fe, una fe que se traduzca en gestos de ayuda para aquellos menos favorecidos. Que Jesús y María, la Buena Madre, bendigan nuestras vidas y familias.

 

h. Mynor González Polanco